¿Qué es realmente el bienestar?

¿Qué es realmente el bienestar?

Hoy en día con las incesantes exigencias de la vida cotidiana vale la pena revisar el concepto de lo que es el bienestar. De acuerdo a la Organización Mundial de la Salud, un completo estado de bienestar físico y mental es lo que se considera salud o ausencia de enfermedad. No obstante, lograr un bienestar íntegro implica en gran medida la construcción y realización de una serie de comportamientos y hábitos positivos que favorezcan la generación y  mantenimiento de un estilo de vida saludable.  

Si bien, en cierta medida un estilo de vida saludable no está del todo bajo nuestro control, puesto que influyen diversos factores: personales, sociales, económicos, políticos etc., nuestra misión es esforzarnos en adquirir  un bienestar donde cuerpo y mente se encuentren en equilibrio. Procurarse un estilo de vida saludable tiene un efecto directo y positivo en nuestra salud tanto a nivel físico como psicológico reflejándose en buena salud, bienestar físico, bienestar mental y bienestar social.

 

De acuerdo a lo anterior podemos deducir que un estilo de vida saludable debe incluir lo siguiente:

 

  • Ejercicio físico
  • Alimentación adecuada
  • Buena calidad de sueño
  • Eliminar malos hábitos como el cigarro, exceso de alcohol y consumo de sustancias tóxicas para el organismo.
  • Manejar adecuadamente los niveles de estrés
  • Atención médica

 

Es importante subrayar el ejercicio físico como factor primordial para generar un bienestar general en nosotros, ya que actúa directamente en el bienestar emocional y mental reduciendo los niveles de estrés, ansiedad, depresión, mejora la calidad del sueño, disminuye la fatiga y aporta energía y vigor para las actividades del día a día. De igual manera, mejora la percepción de uno mismo, eleva el autoestima, fortalece la seguridad, y mejora la estética del cuerpo. Proporciona también un bienestar físico al mejorar notablemente  nuestro estado de salud, disminuyendo dolores corporales ocasionados por el estrés y cansancio.

Asimismo, practicando un estilo de vida saludable podemos observar grandes beneficios manifestándose en distintas áreas:

 

Buena Salud: Se reduce en gran porcentaje el riesgo de enfermedades cardiovasculares, diabetes y obesidad, disminuyendo así el riesgo de la aparición de enfermedades crónicas y cáncer.

Bienestar Físico: Notamos mejora en el desempeño de nuestras capacidades físicas, flexibilidad, fuerza, resistencia, tonificación de músculos, postura corporal y reducción de grasa corporal.

Bienestar Mental: Como se ha mencionado el resultado de una actividad física constante; se reducen los niveles de estrés, depresión y ansiedad, promoviendo la sensación de bienestar y mejorando notablemente la autoestima.

Bienestar Social: Al poseer un bienestar social; se promueve la participación y la integración social, nos permite ser más productivos en las distintas actividades que desempeñamos y se generan espacios para una salud mental lo cual nos permite crear grupos de apoyo con nuestros familiares y amigos

 

Finalmente, el conjunto de estos beneficios derivan en un bienestar general al percibir una mejora en la calidad de vida y a medida que nos volvemos más conscientes de nuestro cuerpo, mente y un adecuado manejo de trabajo físico, lo más probable es que decidas mantenerlo.

Comentarios

Tal vez pueda interesarte