10 snacks bajos en carbohidratos

Sabes que una barra de granola no es la colación más nutritiva o amigable con la pérdida de peso, pero cuando estás en actividad, es mucho más fácil de comer que una omelette de huevo.

¿Pueden realmente coexistir una agenda ocupada y una dieta baja en carbohidratos? La respuesta es sí, especialmente cuando aprovechas los muchos alimentos pre-empacados que aportan 10 gramos o menos de carbohidratos beneficiosos (como fibra en vez de azúcar) por porción. O bien, si te tomas unos minutos por la mañana para empacar algunas de estas opciones super rápidas y fáciles. Aquí hay algunos snacks súper convenientes que puedes empacar para llevar.

  1. Queso cottage y bayas (115 calorías, 3 gramos de grasa, 18 gramos de proteína, 10 gramos de carbohidratos)

¿Dulce y sabroso pero aún manteniendo baja la cuenta de los carbohidratos? Sí, es posible. El queso cottage es un básico nutritivo y de bajos hidratos de carbono. Tres cuartos de taza con cuatro frutillas finamente rebanadas suplen el 15% de tus necesidades de calcio y al menos la mitad de tus requerimientos de vitamina C. Puedes variar los sabores cambiando las frutillas por arándanos o frambuesas, y además probar saborizando con canela o agregando extracto de vainilla para una dulzura extra.

  1. Rollo de pavo (3 rollos: 170 calorías, 7 gramos de grasa, 20 gramos de proteína, 9 gramos de carbohidratos)

Recomendamos los rollos de pavo como una colación simple que puedes preparar en cualquier momento y luego guardarla en tu bolso para después. Para prepararlos, toma una rebanada de pavo y envuélvela alrededor de una rodaja de verdura en vinagre junto a una rodaja muy fina de aguacate y tomate. El combo de proteína magra y grasa monoinsaturada te mantendrá sintiéndote satisfecha por más tiempo y menos tentada por la máquina expendedora de la oficina.

  1. Apios con crema de maní y pasas

El favorito de la infancia está de vuelta. Para un incremento energético rápido y alto en proteína, prueba esta opción, totalmente transportable. La crema de maní es una increíble fuente de grasas saludables y proteína llenadora. La clave es utilizar crema de maní natural, hecha solo de maní y sal; evita cualquier aceite o azúcar agregados. El apio te da un satisfactorio toque crujiente, y las pasas de uva agregan una dosis de dulzura.

  1. Hummus (150 calorías, 11 gramos de grasa, 4 gramos de proteína, 9 gramos de carbohidratos)

Unos 60 gramos (o 4 cucharadas aproximadamente) es la cantidad justa de proteínas para satisfacer un antojo sabroso y mantenerte lleno hasta tu próxima comida, especialmente cuando lo usas para untar pimientos o apio.

  1.    Té natural

Parece que los beneficios de salud del té no tienen fin. Desde mejorar la resistencia en el ejercicio hasta reducir el riesgo de deficiencia cardíaca e incluso aumentar el metabolismo, existen muchas razones para hacerte un tiempo para el té. Puedes probarlo tambien helado como alternativa para los días calurosos que necesites refrescarte.

  1.  Edamame (95 calorías, 4 gramos de grasa, 8 gramos de proteína, 8 gramos de carbohidratos)

Distribuye porciones de media taza, que contienen solo 8 gramos de carbohidratos, en bolsitas plásticas separadas. Puedes agregar a cada una un cuarto de taza de tus frutos secos favoritos, ligeramente salados- almendras, pistachos, anacardos o nueces. ¡Listo! Has preparado tus propias colaciones pre-empacadas para la semana entera.

Para una receta aún más fácil, simplemente toma tu bolsa congelada de brotes de soya cuando estés por salir. Estarán descongelados para la hora de la colación.

  1.  Huevo duro (78 calorías, 5 gramos de grasa, 6 gramos de proteína, 0 gramos de carbohidratos)

Un imprescindible de los fisicoculturistas, los huevos duros son perfectos para cualquiera que busque una dosis extra de proteína. Los huevos también ofrecen una variedad de nutrientes, incluyendo colina, selenio, riboflavina, vitamina D, fósforo, vitamina B12, ácido fólico, hierro y vitamina A. Para ahorrar tiempo, hierve un grupo de huevos a la vez, guardalos en el refrigerador y disfrútalos a lo largo de la semana. Son una colación portable y fácil, y jugando con algunas especias, puedes agregar una variedad de sabores. Prueba colocarles pimienta, sal marina, páprika, polvo de ají, etc.

  1.  Almendras, nueces, pistachos y más (100 calorías, 9 gramos de grasa, 4 gramos de proteína, 3 gramos de carbohidratos)

Ya sea que elijas un envase de 100 calorías en el supermercado o pruebes con una versión casera, los frutos secos son la colación perfecta para cualquiera que siga una dieta baja en carbohidratos. Todos los frutos secos son una excelente fuente de proteína y grasas sanas para el corazón, pero el tipo y la cantidad de nutrientes difieren entre cada uno. Las almendras son conocidas por su vitamina E y las nueces por sus ácidos grasos Omega 3. Los pistachos tienen luteína y zeaxantina. Para crear tu propio paquete de 100 calorías, agrega 13 almendras, 30 pistachos u 8 nueces en una bolsita plástica. Cuando vayas a comer frutos secos, elige los tostados- y sé consciente de las versiones saborizadas y sus ingredientes.

Comentarios

You Might Also Like