Tu ESTÓMAGO INFLAMADO puede ser señal del Síndrome de Intestino Permeable

Fatiga, estreñimiento, resfriados frecuentes y dolores de cabeza, son algunos de los síntomas de esta extraña condición que ataca al intestino y del cual te hablaremos hoy.

Primero debemos saber que, por naturaleza el intestino tiene cierto grado de permeabilidad para que a través de él pasen los nutrientes que absorbe el cuerpo. Sin embargo, cuando la apertura entre las células epiteliales de la mucosa intestinal se hace más grande, la permeabilidad aumenta, causando que todo lo que consumimos se vaya al torrente sanguíneo; incluyendo toxinas, partículas de alimentos no digeridos y bacterias. Esto da como resultado que nuestro organismo se inflame más de lo normal y se desencadenen varios padecimientos, como los que mencionamos al principio.

CAUSAS

Como muchas de las enfermedades que los seres humanos desarrollamos, el síndrome de intestino permeable se debe en gran medida a nuestro estilo de vida y cómo reacciona el sistema inmune a determinados elementos:

Algunos alimentos

Tal vez tu intestino es más sensible que otros y no tolera cierto tipo de alimentos, como las legumbres y los granos enteros (trigo, avena, cebada, centeno) que contienen lectinas, mismas que provocan una mayor inflamación intestinal. Por supuesto, una dieta baja en nutrientes también puede conducir a esta condición. Otros productos que pueden causar este síndrome son:

  • Leche de vaca
  • Soya
  • Gluten
  • Arroz
  • Azúcar
  • Cáscara de papa
  • Tomate verde
  • Quinoa
  • Alfalfa
  • Alcohol
  • Comida procesada o chatarra

Mira también: ¿Estómago inflamado? Puede faltarte vitamina D

Estar sometidos a un constante estrés

Es sabido que el estrés debilita el sistema inmunológico, por lo que es más difícil que el organismo luche contra los virus y bacterias que entran en él, lo cual afecta la salud del intestino.

Toxinas

Estas pueden encontrarse no sólo en el medio ambiente, sino también en los productos que consumimos o usamos en el hogar, tales como: antibióticos, analgésicos, antiácidos, agua del grifo (no filtrada), pesticidas, plásticos, latas, entre otros.

SÍNTOMAS

Este padecimiento puede estar relacionado con otros problemas del sistema digestivo como el síndrome de intestino irritable, colitis o la enfermedad de Crohn. Entre las señales que podrían indicarnos que tenemos síndrome de intestino permeable son:

  • Estreñimiento
  • Diarrea recurrente
  • Fatiga crónica
  • Cólicos
  • Gases
  • Inflamación estomacal
  • Dolor de cabeza
  • Eczema
  • Rosácea
  • Acné
  • Asma
  • Alergias estacionales o alimentarias
  • Fibromialgia
  • Psoriasis
  • Problemas de tiroides
  • Artritis
  • Ansiedad
  • Resfriados constantes
  • Aumento de peso repentino

¿TIENE CURA?

Así como no hay un remedio infalible que cure la colitis u otros padecimientos gastrointestinales, el síndrome de intestino permeable sólo es tratable, pues no hay un medicamento o vacuna que lo evite y erradique por completo. La cuestión está en alejarnos de los agentes nocivos que podrían detonarlo:

  • Evitar o eliminar de nuestra dieta los alimentos que incrementan la permeabilidad del intestino, como los que mencionamos arriba.
  • Nutrir el intestino con suplementos o bacterias buenas, como los probióticos.
  • Despedirnos de la comida procesada y refinada.
  • Practicar actividades relajantes para reducir el estrés.
  • No excedernos en el uso de medicamentos.

Lo más importante es que acudas con tu doctor de cabecera si presentas algunos de los síntomas que enlistamos.

Nota relacionada: ¿Qué es el gluten?

Comentarios

You Might Also Like